LAS PALABRAS APROPIADAS – Ralph Waldo Emerson

     El poder de un hombre para ligar cada uno de sus pensamientos con su sím­bolo apropiado y entonces proferirlo, de­pende de la simplicidad de su carácter, vale decir, de su amor a la verdad y de su anhelo de comunicarla sin menoscabo. A la corrupción del hombre le sigue la corrupción del lenguaje. Cuando la sim­plicidad del carácter y la soberanía de las ideas son quebradas por el predo­minio de deseos secundarios -el deseo de riquezas, de placeres, de poderío, de fama-, y la duplicidad y la falsedad toman el lugar de la simplicidad y la ver­dad, el poder adquirido sobre la natu­raleza como intérprete de la voluntad se pierde en cierto grado; dejan de crear­se nuevas imágenes, y las antiguas pala­bras son pervertidas para representar cosas que no lo han sido; se recurre a un papel moneda, aunque no hay lin­gotes que lo respalden en las arcas pú­blicas. A su debido tiempo, el fraude se torna manifiesto, y las palabras pierden toda su facultad de estimular el enten­dimiento o las emociones.

Ralph Waldo Emerson (1803 – 1882) – Naturaleza

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s

A %d blogueros les gusta esto: